fresa

Propiedades de la fresa

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en print
Compartir en email

Las propiedades de la fresa son muy numerosas. El fresal es una planta de la que se utiliza tanto el fruto como las raíces y las hojas. Las hojas y las raíces son ricas en taninos, sustancias que le confieren propiedades astringentes, hemostáticas y aintidiarréicas; por eso pueden ser útiles en situaciones de diarreas y enterocolitis. También se encuentran en las hojas diversas sales potásicas con propiedades diuréticas, ideales en hiperuricemia, gota, litiasis urinarias y reumatismo.

El fruto es rico en pectinas y glucósidos, compuestos ideales para reducir el colesterol en sangre. Contiene derivados antociánicos útiles en el tratamiento de varices, hemorroides y fragilidad capilar. Las fresas tienen cantidad de componentes antiinflamatorios (ácido salicílico, ascórbico, clorogénico, linoléico), y flavonoides (catequizas y quercetinas), que en forma de uso externo podemos utilizar en amigdalitis, faringitis y gingivitis y vaginitis. Y si hacemos infusión de las raíces, nos ayudará a disminuir la inflamación de personas con artritis.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ARTÍCULOS RELACIONADOS

No pierdas de vista estos posts