aceites vegetales en la cosmética natural

Los aceites vegetales en la Cosmética Natural

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en print
Compartir en email

¿Qué son los aceites vegetales auténticamente vírgenes?

Un aceite vegetal es un compuesto orgánico que se obtiene a partir de las semillas o frutos de diferentes plantas, que son capaces de acumular en sus tejidos, dichos compuestos constituyen una reserva de energía. Los diferentes aceites vegetales se caracterizan por contener en su composición diferentes ácidos grasos en su fracción saponificable, pero además cuando se trata de aceites vegetales auténticamente obtenidos en frío contienen también una fracción insaponificable, en la que podemos encontrar diferentes vitaminas de naturaleza liposoluble, esteroles vegetales, compuestos fenólicos, etc., además de conservar toda su fracción oligo-mineral.

¿Cómo se obtienen los aceites vegetales en la Cosmética Natural?

Si queremos aprovechar todo el valor terapéutico y cosmético que poseen los aceites vegetales es fundamental que procedan de 1ª presión en frío del fruto o semilla deseado, es decir que no se hayan extraído con calor, con solventes químicos, o refinados. Puesto que estos tratamientos si bien aumentan el rendimiento del fruto o semilla que se ha prensado, simultáneamente hacen perder gran parte de su valor nutricional y cosmético. Ciertamente, en el mercado existen muy pocos aceites vegetales de calidad, y muchas veces es difícil reconocer qué es “la calidad”, puesto que no tenemos el punto de referencia con el que comparar.

Los aceites vegetales de primera calidad, son aquellos que se han obtenido verdaderamente en frío, y que no han seguido ningún tratamiento ulterior de refinado. Estos aceites vírgenes poseen todas las cualidades organolépticas del fruto acabado de prensar, conservando todo su aroma, textura y color. Descubrir y apreciar sus cualidades nos permitirá tener un punto de referencia de lo que es un aceite vegetal de 1ª presión en frío.

Por ejemplo podríamos preguntarnos como distinguir un aceite vegetal virgen auténticamente obtenido por 1ª presión en frío de germen de trigo, fuente natural de α-tocoferol; uno de los tipos de vitamina- E natural que existen en el reino vegetal. Pues bien, este aceite vegetal posee unas características que lo definen. Su  olor es anaranjado pardo y posee una densidad considerable, que lo hacen muy untuoso al tacto, emulgente e hidratante cuando lo aplicamos vía percutánea, penetra con facilidad sin dejar rastro graso en la piel. Lo cierto es que cuando vamos a comprar este aceite vegetal de valiosísimas propiedades apreciamos que es amarillo casi transparente y muy fluido, sin aroma, ni textura ni color. Cuando esto ocurre podemos pensar que se trata de un aceite refinado y obtenido con calentamiento.

Con este tipo de productos o aceites vegetales que no responden a una 1ª calidad, no podemos esperar obtener los beneficios y resultados del aceite  auténticamente virgen, tanto cuando lo ingerimos, como cuando lo aplicamos por sus propiedades cosméticas.

 

¿Qué características definen a un aceite vegetal virgen auténtico?

En un aceite vegetal virgen se conservan intacta la estructura molecular de los ácidos grasos esenciales de los que está compuesto, por ejemplo el caso del germen de trigo (Triticum vulgare), es fuente de un 64% de ácido linoléico (Ω6) ácido graso esencial, además de casi un 12% de ácido oleico (Ω9) y aproximadamente un 7% de Ω3 vegetal (α-linolénico). Si queremos aprovechar todo el valor nutricional y cosmético de los aceites vegetales vírgenes es necesario que la estructura molecular de los ácidos grasos que contienen esté inalterada.

 

Aceites vegetales en la Cosmética Natural

Cuando aplicamos en la piel aceites vegetales vírgenes, podemos apreciar los siguientes aspectos:

El aceite vegetal virgen es absorbido rápidamente por la piel sin dejar residuo graso. En este sentido podemos apreciar que muchas personas poseen un mal concepto de lo que es un aceite vegetal auténtico, puesto que creen que su aplicación los va a dejar untuosos y con una sensación desagradable de “piel engrasada”, esto no ocurre cuando se utilizan aceites vegetales que responden a una primera calidad. Cuando los ácidos grasos están intactos a nivel molecular, podemos apreciar que la piel los absorbe con rapidez. Este dato es importante sobretodo para aquellas personas que poseen una piel mixta-grasa, que suelen tener la falsa creencia de que la piel grasa “no necesita aceite“; desde el punto de vista de la cosmética natural; y avalado por diferentes estudios científicos, en los que se corrobora con diferentes análisis, que las personas de piel grasa poseen una carencia de ácidos grasos en su piel, y que las glándulas sebáceas lo compensan con elevados índices de producción de sebo.

Una piel mixta grasa necesita un aporte fundamental de ácidos grasos esenciales en su piel, para equilibrarse, pero sin duda de una buena calidad de ácidos grasos, los que le pueden proporcionar los aceites vegetales auténticamente vírgenes. Además el aceite auténticamente obtenido en frío, conserva todo su valor vitamínico y oligo-mineral. El refinado conlleva una merma en su valor vitamínico y mineral, disminuyendo así sus propiedades cosméticas y terapéuticas, que cubren diferentes funciones: antioxidantes, regeneradoras celulares, etc.

La realización de fórmulas con esta calidad de aceites vegetales en la cosmética natural permite obtener una elevada eficacia, penetración al 100% y nutrición del tejido. El residuo queda en la piel cuando se trata de un aceite que se ha obtenido con solventes químicos, calentamiento, y/o mezclado con agentes peliculantes como la parafina (parafinum liquidum o petrolatum), según la nomenclatura de los cosméticos (INCI).

 

ALGUNOS ACEITES VEGETALES VÍRGENES Y SUS APLICACIONES COSMÉTICAS:

. Aceite de Argán virgen 1ª Presión en frío
Alta riqueza de ácido oleico, Rica fracción insaponificable: gamatocoferol, esteroles vegetales, escualeno, compuesto fenólicos.
Regeneración intensiva especialmente de pieles secas, muy secas o con descamación. Alto poder antioxidante.

. Aceite de Rosa Mosqueta virgen 1ª Presión en frío
Elevada proporción de Omega-3 vegetal (ácidos alfa – linolénico), riqueza en licopeno.
Regenerador celular, suaviza y afina la piel con el tratamiento, aporta antioxidantes, preventivos del envejecimiento cutáneo.

. Aceite de Nuez de Albaricoque virgen 1ª Presión en frío
Conjuga una elevada proporción de ácido oleico a un elevado contenido de Omega-6, contiene ácido pangámico.
Especial para el tratamiento de pieles sensibles, secas y con falta de oxigenación. Nutritivo cutáneo.

. Aceite de Nuez de Macadamia virgen 1ª Presión en frío
Contiene un alto porcentaje de ácido oleico y ácido palmitoléico y esteroles vegetales.
Contribuye a suavizar e hidratar pieles secas sensibilizadas, ideal para el la hidratación corporal y el masaje circulatorio.

. Aceite de Pepita de Frambuesa virgen 1ª Presión en frío
Une 3 familias de ácidos grasos: Omega-3, Omega-9 y Omega-6, en buen equilibrio y proporción a la presencia de pro-vitamina A y vitamina E.
Pieles desvitalizadas, con falta de brillo y que presentan flacidez, aumenta con el tratamiento la firmeza de la piel. Altamente nutritivo y regenerador y antioxidante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ARTÍCULOS RELACIONADOS

No pierdas de vista estos posts