La acción antiviral de los aceites esenciales

Los Aceites Esenciales (AEBBD*), han demostrado científicamente su acción anti-viral, frente a gran variedad de virus. A lo largo de estos últimos 20 años, se han desarrollado numerosas investigaciones, que prueban no únicamente la acción viricida de determinados aceites esenciales, sino que se han determinado también algunas de las moléculas aromáticas que parecen estar implicadas en dicha acción. Estos estudios abren nuevas posibilidades en el tratamiento de las infecciones virales. Diferentes familias de plantas (labiáceas, mirtáceas, etc.) eximen varios grados de acción sobre los virus, que van a depender también de la cadena viral. En realidad una de las razones de la efectividad de los aceites esenciales “in vivo” es su caráter lipófilo -los aceites esenciales son fácilmente absorbidos en los tejidos de los mamíferos, por su componente lipídico, dando lugar a muy buenos resultados-. De hecho cuando se estudian los efectos anti-virales de los aceites esenciales, los investigadores han encontrado que las células sanas parecen adquirir una especial resistencia a la penetración viral, aunque el mecanismo por el cual se produce es todavía desconocido.

Si todo ello lo unimos a la capacidad que tienen los aceites esenciales de aumentar el potencial inmunológico del ser humano, tenemos como resultado un gran elemento natural para hacer frente a las infecciones. A continuación mencionamos algunos de los aceites esenciales que poseen acción antiviral:

Ravensara aromática, Cajeput, Árbol de té, Limón, Niaoulí, Tomillo* ;**, Clavo*;**, Eucalyptus smithii, Eucalyptus radiata, Romero- 1, 8 Cineol**, Melisa.

Precauciones:

• Los aceites señalados (*) responden a aceites esenciales con los que se ha de tener especial precaución ya que contienen fenoles y por ello no pueden ser aplicados en niños. Se han de utilizar previamente disueltos en portador vegetal a una dilución débil, no aplicar a personas hipertensas.

• Los aceites señalados (**) no puede aplicarse en caso de hipertensión.

MÉTODO DE APLICACIÓN:

Como prevención podemos utilizarlos en aplicación en puntos específicos, como son nuca, alrededor y bajo las orejas, parte interior de muñecas y brazos. 1 o 2 veces al día.

Como tratamiento del resfriado, gripe, etc. en fricciones corporales), previamente diluidos en portados vegetal (aceite de macadamia, hipérico etc.).

Los aceites señalados (* y **) solo podrán utilizarse a una dilución muy débil (no más de 1 gota cada 3 ml de aceite vegetal portador) y solo en los adultos. Algunos de ellos se pueden utilizar como antisépticos atmosféricos para mantener un abiente sano en casa (limón, cajeput, árbol de té…)

PARA MÁS INFORMACIÓN-CONSULTAS: TEL: 973.75.00.61 Dep. Técnico. Esential’arôms.

2 thoughts on “La acción antiviral de los aceites esenciales

  1. Los felicito por su gran informacion. Me gusta la aromaterapia. Trabajo con ella hace anos. Su efecto es impactante. Es la medicina elemental de Dios y me gustaria, si es posible recibir mas informacion y coger algun curso, si es posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *